dEsTeLlOs dE lUz

domingo, 20 de septiembre de 2015

~marea~

A veces 
hay que cambiar la mirada
para abrazar
 las nubes de la calma
entre los matices
que sostiene nuestra madre casa

Y es que no es la cámara
sino el alma
no es el lienzo
sino la línea...
que imprime el tiempo

Guiños a un silencio
en el que la sensibilidad
nos puede llegar a salvar
guiando luz y marea...
de la creatividad

Y embelesad@s,
pararse a contemplar
la magia 
que encierra cada destello,
testigos de un momento
atrapado al vuelo

Y agradecid@s,
por, al unísono, sentir;
entre rocas
lo que está
 aquí,
allí
en la marea de azules,
en ti.

(/&;/)

14 comentarios:

  1. Marea de palabras, gotas de ola, magia atrapada, sentir unísono momentos atrapados y tu luz.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Y todo lo que la marea y las resacas nos traigan a la playa.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Si ese subir y bajar de la marea arrastran..... besos

    ResponderEliminar
  4. Las mareas nos llevan sobre instantes que nos dejan huella y que son lecciones para guardar y recordar.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Para hacer este tipo de versos debes tener un don, lo digo en serio Athenea, te te quedas leyendo tranquila y sosegada, muy muy bonito :*

    ResponderEliminar
  6. Athenea, después de la tempestad viene la calma y las mareas llevan y traen amores presentes y pasados......son instantes de nuestras vidas para recordar. Un abrazo, siempre un orgullo leerte.

    ResponderEliminar
  7. Muy, muy bonito Athenea............Gracias.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Seguramente q mientras se siente todo lo q has descrito, si cierras la mirada un segundo, lograrás oír y catar el vaivén de las olas y el sabor salado del azul. Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Existe la calma, la marea también la trae a nuestra orilla, hay que esperar el momento. Bonitos de verdad todos los versos que ha dejado tu marea. Te felicito por tanta delicadeza en ellos.

    Mil besitos de lunes, AtHeNeA.

    ResponderEliminar
  10. Las mareas serían menos sin la luna que se convierte en su director de orquesta y que con su batuta, marca el momento justo para que empiece la sinfonía de vaivenes.

    Besets so lunatú!

    ResponderEliminar
  11. Sí, Hay que cambiar la mirada (a veces), dejarse invadir por la novedad que, curiosamente, está en nuestra propia mirada aunqeu parezca que estña fuera.

    Gracias y saludos.

    Alfonso.

    ResponderEliminar
  12. Ola marina tributo al viento y marea gabela a la luna.
    Momentos cautivos para seducción de silencios y luces.
    Miradas de complicidad entre amigos cómplices saliendo adelante entre nubes de tormenta.
    Una mirada nueva cada día...

    ResponderEliminar

Al igual que la palabra se hace poesía, letra a letra se unen tu alma y la mia... Gracias por dejar tu huella en isla de luz (/&/)