dEsTeLlOs dE lUz

domingo, 6 de noviembre de 2016

desLeal[mi]tades


Tenemos que sacudirnos 
las desLeal[mi]tades
Como quitas el polvo
tras el viaje.

Son parte

Tenemos que curar
las marcas 
que dejan los escaparates
y hacen que algunas mentes
sigan estelas errantes.

Hay ejemplo 
por todas partes,
la pena es que sean humo
y la realidad no acompañe.

Por eso no culpo
a quien entreteje...
dualidades


aunque 
aParte
Son  parteN


...son eso las deslealtades
...dos mitades

18 comentarios:

  1. Hola AtHeNeA.. Las deslealtades siempre serán un polvo que nos cubre, no se bien si son dos mitades, o una sola que nos parte en dos, yo lo siento pero me cuesta que sean dos, aveces se perdona pero no se olvida, aunque me cuesta. Al final ni perdono, ni olvido..
    Un abrazo..

    ResponderEliminar
  2. Son divisiones de una parte que cogen vida propia.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Son dificultades que nos hacen preocupar un tanto.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Two sides together are much better
    than two wide apart.
    Two halves together -- is the answer.
    xoxo

    ResponderEliminar
  5. Lo importante Athe es ser leales y honestos con nosotros mismos, no matar nuestros principios y compromisos, el resto viene rodado, se es leal y punto.

    Es bien cierto que algunas deslealtades nos parten al medio pero de esas dos mitades siempre aparecerán personas que nos las sostengan aún antes de "conocerlas"


    Un abrazo desde mi costa a tu isla

    ResponderEliminar
  6. Un mensaje muy reflexivo y a la vez, directo.
    Diste totalmente en el clavo, por condición es el lema que llevo por bandera, odio la mentira, las personas desleales y las dobles caras, si éste escrito tiene destinatari@, qué lo retenga en la memoria, querida.

    Un beso, Grande, amiga AtHeNeA.

    ResponderEliminar
  7. Como bien dice María hay que ser leal con uno mismo, sino es difícil soportarlo y luego está el ser leal con la gente a la que quieres, algo muy extendido, y luego con la gente en general, algo menos frecuente, sin la primera no puede haber ninguna de las otras a largo plazo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Lamentablemente la sola palabra deslealtad ya te reduce como persona Athenea, no siempre escogemos vivir con ellos, un abrazo de corazón :*

    ResponderEliminar
  9. Ya acabé con las deslealtades.
    Ahora es imposible que sucedan.
    Claro que he tenido que ser tajante.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Lealtad con una misma, no perder nunca ese norte, y avanzar en esa dirección. No hay otra.
    Creo que cuando la vida pone a prueba la lealtad deja latente la realidad de las personas y te percatas de la verdadera cara de mucha gente.
    Un abrazo grande, Athenea, de mi orilla a la tuya.

    ResponderEliminar
  11. a veces son proyecciones de otra realidad, a veces deslealtades... depende del momento, de la situación.. supongo que hacerse mayor es empezar a entender cosas que no entendías...

    ResponderEliminar
  12. yo las deslealtades las he sufrido muchas veces y ya no las puedo ni soportar...
    besos.

    ResponderEliminar
  13. Siempre nos dejas unas reflexiones alucinantes. La lealtades a medias, mal asunto.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. La primer lealtad es con nosotros mismos. Hacernos cargo de nuestras propias miserias y dejar de ver en Ombligos ajenos. Predicadores hay muchos en esta tierra.Es en los momentos dificiles donde encuentras lo valedero del otro. Lo demas, lo que no construye es mejor alejarlo. Buen texto Athe

    ResponderEliminar
  15. Siempre entre tus versos .
    abrazos con cariño

    ResponderEliminar
  16. La vida es una verdadera farándula, haciéndose a veces insoportable dados los valores de uno mismo, codearse con ciertas deslealtades… Supongo que es parte del camino, aprender de ellas, y endurecer nuestra conducta y elección en ese recorrido o viaje lleno de obstáculos, llamado vida…

    Bellos y reflexivos versos, querida Athenea…

    Bsoss y cariños gigantes ♥

    ResponderEliminar
  17. Magnìfico poema-reflexiòn!
    Se dice que el dolor fìsico, se siente
    y termina, mas la parte del alma sufre
    y puede permanecer indefinida, si es que
    no cambiamos el programa; es decir, si en
    caso no enfocamos esa parte que nos angustia,
    o nos empolva para sacudirnos, estarìamos
    muy propensos a cargar con ese lastre indefinidamente.

    En mi caso personal pretendo, siendo un necio
    de la esperanza y fe, superar avante cada
    dificultad, no obstante sea un cancer!
    seguir caminando como la hormiguita que no sabe
    hasta donde aguantarà con la carga . . .

    La queja y el victimizarse es inutil,
    nos terminarìa prematuramente;
    por ello tu punto de inflexiòn nos alumbra
    de forma bella y sosegada la condiciòn humana.

    Un Inmenso Abrazo
    Mil gracias por tu luz!

    ResponderEliminar

  18. Mitad verdad, mitad mentira pero no es tarde cuando no es temprano; sólo es otro momento.

    ResponderEliminar

Al igual que la palabra se hace poesía, letra a letra se unen tu alma y la mia... Gracias por dejar tu huella en isla de luz (/&/)